Los mejores futbolistas de la historia: Fritz Walter

Fritz Walter, el origen de la leyenda alemana

Este delantero reconvertido a centrocampista nacido en Kaiserlautern forjó una mentalidad que sigue latente en el espíritu del fútbol alemán. Y es que decía Gary Lineker tras perder en semifinales del Mundial de Italia’90 por penaltis contra los germanos que el balompié es un “deporte que inventaron los ingleses, juegan siempre once contra once, pero siempre ganan los alemanes“.

Los alemanes ganaron su primer Mundial tras remontar un 2-0 inicial de Hungría

Esta máxima no se cumplía, ni mucho menos, hasta que ocurrió un milagro el 4 de julio de 1954 en la localidad suiza de Berna, hasta que un grupo de hombres capitaneados por Walter cambiaron la historia radicalmente, inculcando los valores de la competitividad, del compromiso, la eficacia y la lucha que aún perduran hoy en día después de tres entorchados, cuatro subcampeonatos y tres terceros.

Y es que nadie confiaba en una selección de jugadores que no disponían del grado suficiente de preparación que otorga una liga nacional, inexistente en aquella época en un país en reconstrucción cuya autoestima estaba por los suelos después de caer arrasado por segunda vez en menos de medio siglo. Además algunos de sus mejores baluartes, como Fritz, llegaron en edad avanzada y habían sufrido en sus carnes las miserias de la guerra.

No obstante avanzaron contra pronóstico hasta la final de la Copa del Mundo dejando en el camino a una excepcional Yugoslavia y a Uruguay, que llegaba a Suiza como actual campeona y según los pronósticos era el único combinado capaz de hacer frente a Hungría, que aparecía por tierras helvéticas como una moto tras una racha de 36 partidos invicto desde 1951 hasta 1954. Y que no redujo la marcha ni un ápice, como pudo comprobar la propia Alemania en primera ronda cuando recibió una soberana paliza: 8-3.

Si alguien podía vencerlos era este conjunto entrenado por Sepp Herberger, un hombre que “concedía mucha importancia a la autoridad. Para él, la disciplina, los modales y la puntualidad eran primordiales. Una conducta incorrecta podía suponer la expulsión“, según palabras de Horst Eckel, lateral diestro que formaba la defensa del combinado y del FC Kaiserlautern junto a Werner Kohlmeyer y Werner Liebrich. Los otros dos jugadores de este equipo eran los hermanos Walter, Ottmar y Fritz. Este último trataba con mucho respeto al técnico y siempre lo llamaba ‘Jefe’, siendo el capitán y como él mismo admitió “la prolongación de su brazo sobre el campo“.

Todos habían sufrido mucho y estaban ante la oportunidad de sus vidas, de ofrecer una alegría a sus compatriotas, que falta les hacía. Y es que el futbolista que nos atañe perdió los que hubieran sido sus mejores años como profesional al ser reclutado en 1942 con 22 años. Su destino fue el cuerpo paracaidista y fue lanzado sobre la frontera entre Hungría y Eslovaquia. Le hicieron prisionero y le internaron en un campo de concentración. Durante el cautiverio, jugó algún partidillo de fútbol con los guardianes húngaros. Y no les tenía rencor ya que aseguraba que no pensaba “quienes eran esos compañeros nada habituales con los que jugaba. Éramos futbolistas y nada más“. De hecho alguno de estos lo reconoció en su primer encontronazo: “Te conozco. Del Hungría-Alemania en Budapest de 1942. Ganasteis 5-3“. Por su forma de ser, cuando llegaron los rusos para llevarse a los alemanes a un gulag soviético (campo de concentración en Siberia), los guardianes afirmaron que Walter era austríaco. Y le salvaron la vida.

Alemania se alzó con el trofeo sorpresivamente rompiendo una racha de 36 partidos invicto de los "Mágicos Magiares"

Aún así en su encierro contrajo la malaria, razón de que no pudiera soportar el calor del sol (le subía la fiebre) y prefiriera la lluvia. Por eso cuando en el autobus camino del estadio de Wankdorf se puso a diluviar, Holberger le apremió: “El tiempo que a usted le gusta“, contestando éste “nada que objetar, jefe“. Aunque el 8-3 de la primera ronda fue un resultado engañoso, ya que el entrenador teutón se guardó varios ases en la manga alineando a los suplentes, la hazaña era casi imposible, más aún cuando al minuto 6 ya perdían por dos a cero con tantos de Puskas y Kocsis. El espíritu era de no rendirse jamás y Morlock y Helmut Rahn -tras cabecear un córner lanzado por Walter- habían igualado el marcador diez minutos más tarde. En el 84 el propio Lang con un trallazo que se coló en las redes de Gyula Grosics viró el sino alemán para siempre.

El Rey del Palatinado

Walter se convirtió en un ídolo en Alemania que perdura hasta hoy en día inculcando la mentalidad imperante en el futbolista teutón

Walter se convirtió en un ídolo en Alemania que perdura hasta hoy en día.

Así se le conoce a Fritz Walter en su ciudad natal de Kaiselautern, en la región de Renania-Palatinado, a cuyo club perteneció durante toda su carrera disputando 379 partidos y marcando la cantidad de 306 tantos, impresionante para un centrocampista, donde logró dos campeonatos de Alemania en 1951 y 1953 (aunque están reconocidos como válidos, la Bundesliga, como una liga profesional entre los mejores equipos del país no comenzó hasta 1963, mientras que en la década de los 50 se jugaban campeonatos regionales, siendo el más importante el que jugaba el FC Kaiserlautern).

Debutó a los 17 años con el primer equipo y a los 19 recibió su primera convocatoria con la selección debutando con un ‘hat-trick’ ante Rumanía el 14 de julio de 1940 en la victoria por 9-3. Se retiró en las semifinales del Mundial de Suecia de 1958 con 37 años, 61 internacionalidades, 30 capitanías y 33 tantos. Unos números que lo convirtieron en un auténtico ídolo de la posguerra en Alemania.

El nombre del estadio de su equipo fue rebautizado con su nombre el 31 de octubre de 1985 por votación popular y todavía cuando llueve mucho en los campos bávaros se dice que “hace tiempo Fritz Walter. Y aunque en el campo era superlativo, fuera de él se superaba, manteniéndose fiel durante toda la vida a sus colores y a su tierra, rechazando ofertas mareantes del extranjero para presidir una asociación que ayudó a la resocialización de los presos.

Le ha sido otorgado la Gran Cruz de la Orden al Mérito de la República Federal de Alemania en 1970, la Medalla de Oro de la Asociación Alemana de Fútbol al mérito internacional en 1955, es Capitán Honorario de la selección alemana y obtuvo en 1995 la Orden al Mérito de la FIFA.

Algunos lo comparan con Di Stefano y aunque parezca un poco exagerado esta es la descripción que de él hizo Ulfert Schröder, un renombrado periodista: “Cojamos de Franz Beckenbauer la tranquilidad y la visión del juego; de Günter Netzer el talento y los gestos de calidad; de Wolfgang Overath la conducción y capacidad de definición; de Uwe Seeler el espíritu de lucha y la valentía, y por último de Berti Vogts la dedicación patriótica y la fidelidad“.



Descargar Guía Eurocopa 2012 Mucho Mundial


Un comentario sobre Los mejores futbolistas de la historia: Fritz Walter

  1. Artículo enlazado desde "Walter, Beckenbauer y Matthaüs, motores de las selecciones alemanas campeonas del mundo | MUCHO MUNDIAL 'la Catedral Digital del Fútbol de Selecciones'"

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Artículo archivado en Historia reciente y Retrospectiva, Zona Freak.

Relacionado con , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Volver al inicio.





Artículos que también te pueden interesar:

Walter, Beckenbauer y Matthaüs, motores de las selecciones alemanas campeonas del mundo Pura ingeniería alemana Hayan obtenido buenos o malos resultados, hayan convencido o no con su juego, y tengan mejores o peores futbolistas, ante la llegada de un gran torneo siempre hay que tener...
Mejores futbolistas de los mundiales El Balón de Oro de cada Copa del Mundo El Mundial de selecciones es el torneo más grande. Por ello esta lista con los tres mejores jugadores de cada edición tiene un valor tan importante. Entre los...
Los mejores futbolistas de la historia: Paolo Maldini "El fútbol es la juventud eterna" No encontraba mejor frase para definir a 'il capitano' que la ponunciada por el propio futbolista en una entrevista concedida a Orfeo Suárez poco antes de colgar...
Mejores futbolistas de la historia: Héctor Scarone Héctor Scarone, "el mejor jugador del mundo" El extremo diestro del Nacional de Montevideo y de Uruguay es una auténtica institución allá donde pudieron disfrutar con su magnífico juego. Es imposible...